Modelo ofrece una esperanza para mejorar la salud pública

  • Se trabaja en unidades ambulatorias y quirúrgicas.

Para dar respuesta a la creciente necesidad de cobertura en atenciones de salud, Medtronic Chile tiene en marcha el modelo Soluciones Integrales de Salud (IHS sigla en inglés) en clínicas y hospitales públicos con el fin de colaborar con el sistema de salud para facilitar el acceso de pacientes a diagnósticos y tratamientos de manera eficiente y oportuna. 

El trabajo se enfoca en tres áreas: Cuidados Cardiovasculares, Unidades Críticas e Intensivas y Gestión de Pabellones y Procesos Telemédicos. Por ejemplo, si el objetivo de un centro asistencial es reducir los días camas y bajar la lista de espera, IHS Medtronic realiza un extenso análisis para determinar la necesidad de instalación de un pabellón o sala de procedimiento con un esquema de riesgo compartido en cuanto a la inversión.

A nivel mundial, Medtronic administra más de 250 salas de hemodinamia y 150 salas de cirugía. En Latinoamérica están vigentes cerca de 20 convenios de colaboración con prestadores de salud. En Chile, 8 clínicas y 1 hospital público operan a través de este sistema. La mayor experiencia está en cuidados cardiovasculares con más de 3.000 procedimientos para problemas cardíacos, que requieren procedimientos como coronariografías, angioplastias, solución de accidentes cerebro vasculares, marcapasos, implantes cardiacos y desfibriladores automáticos implantables (DAI).

“El sector salud está cada vez más desafiante, más gente que atender, la gente vive más y gasta más, los sistemas de reembolsos son limitados, por lo que estamos enfocados en hacer más y mejor para una solución integral en salud, desde la admisión del paciente, pasando por la gestión intraoperatoria, el egreso y seguimiento post operatorio”, señaló Felipe Arredondo, Gerente IHS Medtronic Chile.

Felipe Arredondo explica además que “cuando hablamos de salas o pabellones nuestras soluciones pasan por un diagnóstico completo de todos los procesos involucrados, desde la admisión hasta el egreso del paciente. Incluso más allá del egreso, el seguimiento postquirúrgico y la medición de los resultados clínicos y económicos que es exactamente lo que involucra el concepto de Value-Based Health Care, que es mirar el proceso de atención de un paciente en forma continua”.

Se evalúan las oportunidades de mejora y se realiza un proceso de análisis de datos de la institución -operacionales, clínicos y financieros-, para luego proponer las recomendaciones y hacer más eficiente el sistema de cara a una mejor experiencia de los pacientes y profesionales de la salud al menor costo posible.

Uno de los establecimientos que trabaja con este modelo es la Clínica Biobío de Concepción, que busca aportar resolutividad a la región. Para ello habilitó una sala de Hemodinamia y un angiógrafo, con un equipo profesional especializado que realiza procedimientos de alta complejidad para enfermedades cardiovasculares y cirugía cardíaca, convirtiéndolo en un centro de referencia en la zona sur.

Lorena Contreras, gerenta general de Clínica Biobío, señaló que el gran aporte de esta iniciativa es contar con una oferta de prestaciones que hasta hace poco era derivada a Santiago. “El hecho de derivar localmente, resolver además en una clínica que da garantía, que da seriedad en cuanto a su manejo administrativo, con cuentas claras, convenios trasparentes y mejorando la oferta de valor para los pacientes resulta muy atractivo para todo el sistema”, enfatizó.

Centros de Salud en Red IHS Medtronic Chile:

Clínica Tabancura – Santiago

Nueva Clínica Cordillera – Santiago

Hospital El Carmen de Maipú – Santiago

Clínica Integral – Rancagua

Clínica Los Carrera – Quilpué

Clínica Biobío – Concepción

Clínica Universitaria – Concepción

Clínica Universitaria – Puerto Montt

Clínica Alemana – Osorno

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *