5 Consejos para volver a clases con una sonrisa saludable

  • Durante las vacaciones de verano la alimentación sana pasa a segundo plano, por lo que es común que los niños vuelvan al colegio con caries. Por eso, es importante crear hábitos de higiene dental en los niños, fomentando la importancia del lavado de día y de noche.

Toothbrush  BigStock // FreeDigitalPhotos.netSe acaban las vacaciones de verano y empezamos a preocuparnos del regreso a clases. Pero los uniformes y las matrículas no deberían ser las únicas preocupaciones de los padres, puesto que durante la temporada estival, la alimentación veraniega puede haber provocado algún daño en su salud dental, siendo muy probable que la mayoría esté regresando con caries.

Expertos señalan que el 70% de los niños menores de 15 años ya tienen caries, cifra que podría incrementar durante el verano debido al alto consumo de dulces y bebidas azucaradas y a la ausencia de hábitos alimenticios regulares.

Para que los niños vuelvan con buenos hábitos de higiene dental, es importante crear hábitos y lograr que los niños se sientan comprometidos con un cepillado dental de día y de noche. Una forma entretenida es hacerlos ver que el lavarse los dientes es un juego y puedes complementar esto con cepillos de dientes de sus personajes favoritos.

Por ejemplo, Mini Pep de Pepsodent, cuenta con cepillos y pastas de dientes para niños entre 2 y 6 años y entre 7 y 13 años, que se ajustan al desarrollo natural de su dentadura y que además traen entretenidos diseños con colores y personajes infantiles.

tooth  BigStock // FreeDigitalPhotos.netPara que mejores la salud dental de tus pequeños, te dejamos estos consejos:

1.- Hacer que el cepillado sea entretenido y no una obligación aburrida. Explicarle a los niños la importancia de tener dientes fuertes y sanos, y cómo ellos mismos pueden ayudar a que su dentadura sea a prueba de caries

2.- Hacer que los niños se cepillen los dientes con cepillos adecuados para su edad. Los más chicos necesitan cepillos de cabeza pequeña con filamentos de nylon suave, de extremos redondeados, y corte y mango recto.

3.- Enseñar con el ejemplo. Si los niños ven cómo sus padres se lavan los dientes después de cada comida, en la mañana y antes de ir a la cama, ellos se motivarán a hacer lo mismo.

4.- Ayudar a los niños a realizar un cepillado correcto. Limpie las superficies externas de los dientes superiores y luego las de los dientes inferiores. Limpie las superficies internas de los dientes superiores y luego las de los dientes inferiores. Además, es muy importante que los niños se cepillen la lengua de adentro hacia afuera.

5.- Supervisar el cepillado hasta que tus hijos se conviertan en unos verdaderos expertos, así podrás corregir errores y fomentar la higiene de los niños.

Recuerda que es muy útil relacionar las actividades cotidianas con juegos. Así los niños aprenden y se diviertan con su rutina. ¡Cuida los dientes de tu familia!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *