La FDA aconseja averiguar que contienen los medicamentos para niños

Estamos en un momento del año en que la temporada de resfriados y alergias se disfrazan , por lo que los padres deben saber cuáles son los ingredientes activos de los medicamentos que dan a sus hijos para estas afecciones, según advierte la Administración de Drogas y Alimentos. (FDA) de EE. UU.

  • Tomar más de un medicamento a la vez podría provocar problemas de salud graves, en caso de que los fármacos tuvieran el mismo ingrediente activo, que es el componente que hace que el medicamento sea efectivo ante la afección que se trate, según el sitio Medline Plus .
  • En los productos de venta libre, los ingredientes activos aparecen primero en la etiqueta de datos del fármaco. En los medicamentos con receta médica, los ingredientes activos aparecen en el prospecto incluido en el envoltorio o en la hoja de información del consumidor facilitada por el farmaceuta, afirmó la FDA.
  • Un antihistamínico es un ingrediente activo que se encuentra en los medicamentos para el resfriado y la alergia. Demasiada cantidad de antihistamínicos puede provocar sedación o agitación. En algunos casos raros, puede causar problemas respiratorios.

Los antihistamínicos de venta libre son: difenhidramina (Benadryl), clorfeniramina (Chlor-Trimeton), clemastina (Tavist), fexofenadina (Allegra), loratadina (Claritin, Alavert) y cetirizina (Zyrtec). Los padres han de tener cuidado en caso de que también estén dando a su hijo medicamentos para la tos o el resfriado.

Otros ingredientes activos que pueden hallarse tanto en los medicamentos para la alergia como en los del resfriado son los siguientes: paracetamol (Tylenol), ibuprofeno (Advil, Motrin) y descongestionantes, como la pseudoefedrina y la fenilefrina. Todos ellos pueden causar problemas graves de salud si los niños toman demasiado.

Los padres deben conocer cada medicina y los ingredientes activos que contiene, aconsejó Sachs. Recomendó que se habitúen a escribir el nombre de cada medicamento de venta libre o con receta que les dan a los niños.

“Es una buena idea llevar consigo una lista cuando visite al pediatra o cuando vaya a la farmacia”, comentó la Dra. Cheryl Sachs, pediatra de la FDA. Los padres también deberían anotar cada vitamina o complemento que toma un niño, ya que estos también podrían ser dañinos al interactuar con algunos medicamentos.