Artritis en la tercera edad

Artritis:es la inflamación de una articulación, caracterizada por dolor, limitación de movimientos, tumefacción y calor local. No se ha encontrado cura para la osteoartritis. Pero un plan adecuado puede ayudarle a mantenerse activo, a proteger sus articulaciones del daño, a limitar las lesiones y a controlar el dolor.

Consejos para mantenerse activo: Pierda peso si está pasado de peso, haga ejercicio con regularidad por períodos cortos de tiempo, use bastones y otros dispositivos especiales para proteger sus articulaciones. Evite levantar cosas pesadas ye usar sus articulaciones en exceso. Tome su medicamento del modo en que su médico le sugiere. Use calor y frío o solamente éste último para disminuir el dolor o la rigidez. Además sumergirse diariamente en una bañera de agua caliente con jets de masaje, puede reducir el dolor y mejorar la calidad de vida de todas las personas que sufren enfermedades articulares.

En este momento no hay tratamientos que curen la artritis ósea, excepto la cirugía para reemplazar las articulaciones. Hay algunas medicinas que ayudana las personas a manejar el dolor de la artritis ósea. Se llaman inhibidores COX-2 y NSAID (drogas antiinflamatorias sin esteroides tales como el ibuprofeno y el naproxeno). Estas medicinas reducen la inflamación sin utilizar drogas más fuertes como la cortisona y otros esteroides. Los inhibidores COX-2 son un nuevo tipo de medicamento, que funciona como los NSAID pero pueden causar menos efectos secundarios. En un nuevo tratamiento se inyecta ácido hyalurónico (visco-suplemento de ácido hyalurónico) en el área alrededor de la articulación de la rodilla. En este tratamiento se agregan líquidos que reemplazan los fluidos naturales que el cuerpo ha perdido, para ayudar a las personas con artritis a mantener movimiento en la rodilla sin dolor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *